jueves, 8 de noviembre de 2012

lo exagerado del sol

también sucedía que el sol se había vuelto complicado
mostraba su faz de incinerador de los cuerpos cayentes
declinantes, un elemento toma la forma de una mirada
ayer soñé con ventanas
y criaba mundos paralelos en el medio de la casa
los elementos se sumergen en las miradas
buscando espacio
espacio para ser
y olvidando que el tiempo es el recorte posible de las cosas
puesto que no hay humanidad más declinante que la que no se deja caer...
rugido en las esperanzas
quiebre de las letanías
infortunios, fracasos
vulnerada de todo el tiempo descuajando las miradas
maldecida por las noches perdidas de certeza
impedida de tus ojos por afán de sobrellevar un mundo
cuando aun sabiendo que un mundo es la existencia más propia
que todo universo es nuestro propio desmadre.
vení a quedarte en este mundo que es sin casa
quedémonos subyaciendo de tonalidades
quedémosnos mirando la tarde que pronto viene
te veo una noche
te quiero una tarde
y espero que las horas que siguen el viento se lleven de si toda nostalgia
de que las cosas podrían mirarte partir abandonada,
entristecida por el mundo desgarrado
queríendo que las plantas crezcan
crece en vos, crecé por favor...
por que me duele la existencia
y no se puede decir
chist!
no digas nada
no digas que deslizas la mirada por la puerta entrecerrada
no digas que no sabes medir el futuro
en otros valores que no sean los del presente
silencio
silencio
silenciate y poné un corte, al sentimiento inacabado.


No hay comentarios:

Publicar un comentario